imagen de una familia de paseo con silla de bebé

Pues sí, yo no tenía ni idea de que hubiera tantos casos. Aunque no son muy frecuentes, se producen accidentes que derivan a urgencias al llevar a los y las peques en sillas de paseo. Increíble, pero cierto. Lo dice la Base de Datos de Lesiones de la Unión Europea (European Injury Database), concretamente, indicando que cada año se producen 5900 casos en peques de entre 0 y 4 años de edad. Parece que el tema de las sillas de paseo tampoco es para tomárselo a la ligera. Merece la pena gastarse un poco más y proporcionar a tu peque una mayor seguridad aunque, claro está, todo depende de las necesidades de cada familia.

En nuestro caso, preferimos utilizar la mochila portabebés, aparte de por la crianza con apego, por comodidad. Nuestros hijos van más a gustito pegados a mamá o a mami, y nosotras más libres a la hora de hacer la compra, ir a sitios donde teníamos que subir o bajar escaleras, etc. También utilizamos el maxicosi, capazo y la silla de paseo para trayectos de paseos largos, pero recuerdo que la mayoría de las veces utilizábamos el carro para meter la compra y porteábamos al niño. 😉 Con el segundo nos arreglamos de manera diferente, ya que vivimos en otro sitio y para ir a la compra necesitamos ir en coche casi siempre.

Consejos para pasear a tu peque con seguridad.

imagen de un niño en su silla de paseo

1. Comprueba siempre que el carrito está correctamente abierto antes de sentar al / la peque, así como que no hay riesgo de que se vaya a cerrar durante el paseo.

2. Ajusta bien el arnés de seguridad, no dejes de utilizarlo NUNCA. Es un elemento de seguridad muy importante, como el cinturón de seguridad en el coche. Ve adaptando el arnés según vaya creciendo tu peque, puedes ajustarlo a su tamaño.

3. Comprueba el correcto funcionamiento de los frenos y ponlo siempre que pares el carrito. Aunque esté en horizontal, siempre debes poner el freno, para evitar que tu hijo o hija corra peligro en cualquier descuido.

4. Vigila SIEMPRE el carrito cuando esté tu hijo o hija sentado en él, no lo dejes sin vigilancia bajo ningún concepto.

5. No pongas demasiado peso en el carro, y coloca la carga siempre en la parte inferior, ya que al colocar bolsas u otra carga en el manillar podemos perder estabilidad y volcar el carro.

6. Si tu silla incluye capazo y portabebé, vigila bien que las piezas estén bien ancladas. Cada silla trae sus instrucciones y conviene leerlas bien antes de primer uso sobre todo. Aunque tengamos experiencia, no olvides comprobar que tanto el capazo como la silla encaja bien en el armazón.

Cómo elegir la mejor silla de paseo para mi bebé

El o la bebé está en camino. Vamos haciendo acopio de todo lo que necesitamos para cuando nazca, desde la ropita, cuna, sábanas, y todo lo que se te pueda ocurrir. Ahora llega una decisión importante: ¿le compramos cochecito ahora y silla más adelante? ¿O le compramos el 3 en 1?

Hace años se llevaba eso de llevar a l@s bebés pequeños en esos grandes cochecitos, elegantes, de ruedas enormes… Preciosos pero, para mi gusto, poco prácticos. Recuerdo cuando mi hermana se lo compró a mi sobrina e iba toda orgullosa paseando con ella por la calle. Y también recuerdo, cómo no, cuando la paseaba yo, orgullosa de sobrina claro está, pero nunca olvidaré los problemas para subir y bajar de acera, ir por calles estrechas, girar con esas ruedas tan grandotas… Ese tipo de cochecitos no están hechos para mí, que no llego al metro 60 de estatura… aunque, para gustos, colores.

Desde hace ya algunos años disponemos de una gran gama de coches y sillas de paseo, mucho más funcionales y adaptadas a nuestras necesidades y si buscas practicidad y comodidad para no hacerte un lío cada vez que sales a la calle con tu bebé, lo mejor es comprar un pack de esos en los que, con el mismo armazón, acoplas el capazo primero, cuando tu bebé tiene pocos meses, y la silla más adelante según vaya creciendo. Lo importante es que los materiales con los que están hechos sean de buena calidad, que no den calor en verano y que se adapten bien a tu hijo o hija.

Para los primeros meses de vida de tu bebé, la mejor opción es el capazo, ya que de recién nacidos no pueden ir sentados ni levantar la cabeza, así que lo mejor es que vayan tumbad@s en un cómodo capazo, eso sí, con una base rígida que dé seguridad a su espalda. Ten en cuenta que, por lo general, desde que nacen hasta los tres meses aproximadamente duermen unas 18 horas diarias. La mayor parte del paseo en el carrito se la pasarán durmiendo, de ahí la importancia de una buena base, para que tengan comodidad y protección.

Cuándo pasar del capazo a la silla

Habitualmente cambiamos a la silla cuando el o la bebé ya no entra en el capazo, aunque deberíamos tener en cuenta las señales que nos muestran nuestr@s peques que, aunque no sepan hablar, se hacen entender muy bien. Sobre los 6 meses, ya han adquirido fuerza suficiente para sentarse y mantenerse rato en esa posición. Por lo general, cuando vamos de paseo, intentan asomarse a mirar por fuera del capazo, e incluso nos instan a cogerl@s porque quieren salir (“aquí abajo no se ve nada, mami”).

ESTE ES EL MOMENTO.

Cuando protestan mucho por ir tumbad@s, y muestran curiosidad por lo que hay más allá del capazo, ya llegó el momento de cambiar. Ya puedes pasar a tu bebé a la sillita para que se pueda sentar y apreciar todo lo que se cuece alrededor cuando vamos de paseo. SÍ, aunque no te lo creas, sí, el tiempo pasa muy rápido y tu bebé ya está preparado o preparada para cambiar a la silla.

Factores a tener en cuenta para elegir silla

No te lo vas a creer, pero hay personas que parece que hacen un máster para elegir la silla ideal para su hijo o hija. Yo creo que no es tan complicado, sólo hay que tener en cuenta ciertos factores. ¿Cuánto vas a utilizar la silla? ¿Llevas a tu peque a menudo en coche, o puedes salir a pasear sin necesidad de coger el coche? ¿Cómo es el maletero? 

Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar